En el marco de la discusión de la Reforma Tributaria, el ex director del Servicio de Impuestos Internos, Ricardo Escobar, señaló en entrevista a “La Tercera” que “probablemente se necesitará otra reforma en poco tiempo más, porque se mantiene el sistema semiintegrado, que está lejos de recaudar lo que prometía y hace innecesariamente complejo todo el sistema. Hay mejores formas de cobrar impuestos progresivos. Mi predicción es que estaremos en otra reforma en dos años”.

Indicó que que “una (forma de mejorar) es cobrar impuestos más altos a las personas de mayores rentas, como se está haciendo en la propuesta acordada, en vez de bajarlos como hizo el gobierno pasado. No necesita castigarse un tipo de renta como la empresarial y favorecer otras como los intereses o rentas de arrendamiento, con este sistema unas pagarán 45% y las otras 40%. Esta distorsión es un error ideológico y técnico”.

Exenciones

En cuanto a las exenciones, Escobar señaló al citado medio que “el diseño del sistema tributario debiera periódicamente revisar la base imponible. Mantener exenciones indefinidamente no es sano, porque no critica su efectividad. Las exenciones debiesen ser una excepción, que sacrifican potencial recaudación por conseguir un objetivo socialmente más importante, pero muchas exenciones fallan en lograrlo, otras pueden hacerlo a un costo muy alto, lo lógico es revisarlas”.

Impuesto a los más ricos

Respecto del impuesto a los más ricos, el ex director del SII argumentó que “la experiencia comparada muestra que es muy poco efectivo. Es difícil de establecer la base, se puede eludir por muchos que tienen activos líquidos que se desplazan, y estimula que la gente simplemente cambie su residencia. Las personas más ricas francesas, o danesas, lo han hecho y no veo razón para que las chilenas no lo hagan. Esto es gastar tiempo en hacer puntos políticos para la galería, que al final llevan a la frustración”.