¿Es la reintegración tributaria un sistema regresivo?, ¿es posible considerar en el presupuesto 2020 ingresos por concepto de esta reforma?. Estas fueron algunas de las interrogantes que rondaron la primera jornada de audiencias públicas ante la Comisión de Hacienda, en el marco de la tramitación del proyecto en segundo trámite que Moderniza la legislación tributaria.

En la oportunidad, expusieron la abogada especialista en materia tributaria, Carolina Fuensalida y del ex ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés.

El senador Ricardo Lagos Weber comentó que se trató de dos exposiciones con miradas absolutamente distintas sobre el mismo proyecto. Sin entrar al fondo del mismo, el gobierno tiene que hacer un esfuerzo extra en materia de números porque no queda claro cuánto va a recaudar ni cuántos se va a beneficiar porque la pregunta no solo es el número de beneficiados sino si existe un número muy pequeño que beneficia de sobremanera”. Agregó que “el impacto en el rendimiento económico está cuestionado y se consideran ingresos de una reforma que todavía no está aprobada”.

El senador Carlos Montes, valoró la intervención del ex ministro señalando que “es de las más brillantes que me ha tocado oír. Él pudo demostrar los daños de la reintegración e hizo un análisis que demostró que la reforma no provoca los niveles de inversión y crecimiento que se han planteado por parte del Ejecutivo. La información que se nos entrega tiene problemas y algunas son contradictorias”.

Por su parte, el senador Juan Antonio Coloma, precisó que “este es un debate que estamos partiendo Chile necesita un nuevo impulso. Esto ayuda a las pymes y la inversión. Hay posiciones y alternativas y espero que haya voluntad para una solución y no hay que tenerle miedo a los acuerdos”, dijo. Asimismo valoró que “por primera vez venga una propuesta concreta en materia de contribuciones que beneficien a los adultos mayores”.

En tanto, el senador Jorge Pizarro, expresó su preocupación porque de la exposición del ex ministro de Hacienda se desprende “el voluntarismo exagerado de Hacienda que está incluyendo ingresos en la ley de presupuesto 2020 que no tiene certeza que se van a generar y eso significa correr el riesgo de tener un presupuesto desfinanciado o que se pongan en riesgo programas o recursos para las regiones”.